[Skip to Content]
Find care at Nemours Children's HealthDoctorsLocations

Coronavirus (COVID-19): Los niños y las mascarillas

  • Listen
      mp3

Incluso a medida que más y más personas se vacunan contra el COVID-19, las mascarillas siguen siendo una forma comprobada de ayudar a detener la propagación del virus.

¿De qué manera ayudan las mascarillas?

El COVID-19 se puede contagiar cuando la gente respira, habla, tose o estornuda. Una mascarilla bien ajustada evita que el virus llegue a otros. También puede proteger a la persona que la usa. Además, las mascarillas impiden que las personas se toquen la boca y la cara; las manos contaminadas son otra forma de propagar el virus.

¿Quién debe llevar mascarilla?

Las personas sanas que no han estado expuestas al COVID-19, ya no tienen que usar mascarillas en la mayoría de los lugares públicos en los EE. UU.. Sigue siendo una buena idea que las personas las usen, especialmente en interiores o en lugares al aire libre muy concurridos si:

  • Viven en una zona con un alto índice de contagios de COVID-19.
  • Tienen sistemas inmunitarios débiles o afecciones médicas.
  • Viajan en transporte público.

Los requisitos sobre el uso de mascarillas pueden cambiar según la cantidad de casos de COVID-19 que haya en una comunidad especifica en un momento dado. En este momento, las personas siempre deben usar mascarillas si tienen COVID-19 o si han estado expuestas a él.

¿Quién no debe llevar mascarilla?

Las únicas personas que no deben usar mascarilla son los niños menores de 2 años y cualquier persona que no pueda quitarse la mascarilla sin ayuda.

Muchos estudios han demostrado que los niños mayores de 2 años pueden usar mascarillas de manera segura, incluso si tienen una afección médica. Se ha probado que las mascarillas no presentan ningún riesgo. Las mascarillas no impiden que el oxígeno entre en los pulmones de un niño y no afectan el aprendizaje ni el desarrollo.

¿Qué tipo de mascarillas son mejores para los niños?

Algunos tipos de mascarillas son mejores que otros. Para que las mascarillas sean más efectivas, deben:

  • Bloquear la entrada de los gérmenes. Una mascarilla debe tener varias capas y no tener ventilación. Las mascarillas de tela han sido populares y son mejores que no tener ninguna protección, pero no parecen bloquear los gérmenes tan bien como las mascarillas quirúrgicas (desechables). Los mejores bloqueadores de gérmenes son los "respiradores". Estos han sido probados y cumplen con altos estándares de filtración. Tienen nombres como KN95 o KF94.
  • Quedar bien ajustada. Las mascarillas deben cubrir la nariz y la boca y no tener espacios a los lados.
  • Ser cómodas. Cualquier mascarilla que se sienta cómoda será mejor que no usar ninguna. Si un respirador no le resulta cómodo, pruebe usar una mascarilla quirúrgica o una mascarilla quirúrgica con una mascarilla de tela encima.

Lave las mascarillas de tela con frecuencia y deseche las mascarillas desechables después de usarlas. Por lo general, los respiradores se pueden reutilizar varias veces, hasta que se ensucien o dañen y ya no puedan quedar bien ajustados. Guárdelos en una bolsa de papel entre usos.

Para ayudar a los niños a usar mascarillas:

  • Enséñeles a los niños cómo ponérsela y cómo quitársela. Recuérdeles que las mascarillas deben cubrir tanto la nariz como la boca. Deben agarrar las mascarillas por las orejeras y los lazos para que la mascarilla no se ensucie.
  • Hágalo divertido y personal. Muchas tiendas tienen mascarillas divertidas y coloridas. Busque mascarillas con dibujos de superhéroes, películas favoritas o animales. Un toque personal puede ayudar a que las mascarillas sean una parte más normal de su rutina.

Para obtener más información sobre las mascarillas, visite la guía de los CDC.

Fecha de revisión: octubre de 2022